Las últimas tendencias en gastronomía

Receta: Tarta de manzana con arándanos

Ingredientes

Masa de galleta
1. 10 galletas de jengibre (lo suficiente para producir 1/2 taza de migajas)
2. 1 1/2 taza de harina
3. 1/2 cucharadita de sal kosher
4. 1 cucharadita de azúcar morena
5. 1/2 taza (1 barra) de mantequilla sin sal, cortada en trozos pequeños
6. 4 a 5 cucharadas de agua helada


Relleno
1. 3 tazas de arándanos frescos o congelados
2. 3/4 taza de azúcar
3. 1/2 taza de jugo de naranja recién exprimido, más la cáscara de 1 naranja grande
4. 1 ramita de canela
5. 1/2 taza de jengibre en rodajas finas
6. 2 manzanas maduras y firmes, sin tallos ni corazón y cortadas en rodajas finas (no es necesario pelarlas)
7. 1 clara de huevo grande, ligeramente batida

Preparación


1. Para hacer la base de galleta de jengibre:  En un procesador de alimentos muele hasta que quede una mezcla fina y uniforme.
2. Mezcla en una licuadora la harina, la sal y el azúcar morena Agrega los trozos de mantequilla sobre la mezcla de harina.
3. Espolvorea 2 cucharadas de agua sobre la mezcla, agrega agua hasta que la masa se mantenga unida al pellizcar con los dedos.
4. Forma la masa en un disco de 4 pulgadas, envuelvela en plástico y refrigera hasta que esté firme, aproximadamente 1 hora.
5. Retira la masa del refrigerador y agrega las migajas de galleta. Estira la masa encima de las migajas. Suaviza las migajas de vez en cuando para distribuir uniformemente.
6. Coloca la masa en un molde para pastel y ve formando el contorno de la base. Congela la base al menos 30 minutos antes de hornear o enfría bien en un refrigerador Electrolux.
7. Precalienta el horno eléctrico Electrolux a 200 ° C. Cubre la base de galleta con papel de aluminio. Hornea hasta que la base esté dorada, aproximadamente 25 minutos y deja enfriar por completo.
8. Para hacer el relleno: Reserva 1/2 taza de arándanos. Coloca los arándanos restantes, el azúcar y el jugo de naranja a fuego lento en una cacerola a fuego medio-alto, revolviendo frecuentemente para disolver el azúcar.
9. Cocina revolviendo, hasta que los arándanos empiecen a liberar su jugo, aproximadamente 3 minutos. Este es el momento de agregar más azúcar si lo prefieres.
10. Escurre los arándanos en un colador. Deberías tener alrededor de 1 taza de jugo. Coloca en una cacerola y agrega jengibre, canela y naranja.
11. Cocina a fuego medio-bajo el líquido hasta que se espese y se reduzca a la mitad, aproximadamente 15 minutos. Retira del fuego y deja enfriar. Usando un colador de malla fina, vierte el jarabe sobre la ½ taza de los arándanos enteros reservados. Desecha los sólidos, la rama de canela, el jengibre y la corteza de naranja.
12. Calienta el horno a 150 ° C. Barniza la masa para con la clara de huevo. Cubre uniformemente la base con manzanas en rodajas finas, comenzando alrededor del borde y siguiendo hacia el centro.
13. Cubre con tu mezcla de arándanos, extiende hacia los bordes y distribuye de forma uniforme. Hornea hasta que el jarabe se espese, las los arándanos comiencen a dorarse y las manzanas estén blandas. Aproximadamente de 45 a 50 minutos. Si los bordes de los pasteles se doran demasiado rápido, cubre con papel de aluminio para protegerlos del calor.
14. Una vez listo, deja que el pastel se enfríe un poco. Puedes servir caliente o a temperatura ambiente con helado de vainilla.

f58e57b52e1014244f316cec51e6e435730dc784.png